Publicado el 9 junio, 2022

Vencerá plazo para cumplir requisitos para acceder a rebaja de cotización adicional diferenciada

Mujer abriendo regalo
Yerson Retamal | Pixabay (cc0)

Las mutualidades de nuestro país, como es el caso del Instituto de Seguridad del Trabajo (IST), están reguladas por la Ley 16.744 la cual establece normas sobre accidentes del trabajo y enfermedades profesionales.

Su rol es vital porque protege a todos los trabajadores del país ante accidentes del trabajo y enfermedades profesionales, permitiéndoles recibir prestaciones médicas y económicas.

Su función se financia por medio de cotizaciones, que están reguladas por el Decreto Supremo N° 67 (DS 67), y éstas se dividen en dos categorías. Primero está la cotización básica, que es el pago mínimo que realizan todas las entidades empleadoras asociadas a una mutualidad, y luego está la cotización adicional diferenciada, la cual se determina en base a la siniestralidad efectiva de la empresa.

El proceso de evaluación que llevan a cabo las mutualidades, relativo a la siniestralidad efectiva para determinar las cotizaciones que deberán pagar las empresas, es obligatorio, simultáneo y periódico, ejecutándose cada año impar.

Para el proceso que se desarrollará a partir de julio 2023, se introdujeron modificaciones en el decreto.

María Eugenia Barsby Palacios, subgerente de Productos y Gestión Preventiva del IST, explica al respecto que “para el proceso del 2023, para que haga efectiva esta rebaja, las empresas tienen que acreditar a su organismo administrador el haber mantenido en funcionamiento, durante el último período anual del período de evaluación, un Sistema de Gestión de Seguridad y Salud en el Trabajo”.

Esto significa que el sistema debe estar en funcionamiento desde el 1 de julio de 2022 hasta el 30 de junio de 2023. Entonces, la entidad empleadora, debe haber elaborado o desarrollado el Sistema de gestión, como fecha tope, el 30 de junio de 2022”, apunta la experta.

Y detalla que “dicho Sistema de Gestión tiene que tener una política con ciertas características; tiene que haber un diagnóstico de situación, en que se identifiquen sus peligros y evalúe los riesgos; y tiene que ver el nivel de cumplimiento de aspectos legales. A partir de dicho diagnóstico, se deben definir las acciones a implementar para cubrir las brechas encontradas y así se establece el Programa de Trabajo.”

Si es que el empleador no cumple con dichos requisitos hacia fin de este mes, no podrá acceder a la rebaja de la cotización adicional diferenciada.

Este sistema beneficia a los trabajadores

Pero más que un trámite legal a realizar, Barsby destaca que el Sistema de Gestión de Seguridad y Salud en el Trabajo es un beneficio para los trabajadores y, por lo tanto, es importante que las compañías lo implementen.

“Permite ordenar y sistematizar los temas preventivos. Tiene el compromiso de mejoramiento continuo, entonces la empresa permanentemente va a estar revisando si cumple con los aspectos legales, mirando cuáles son sus procesos y tareas y en esas tareas, viendo cuáles son los peligros, los niveles de riesgo, las medidas preventivas que tienen implementadas o cuáles les faltan”, describe la subgerente de Productos y Gestión Preventiva.

Desde el IST, han contribuido a informar y auxiliar a sus empresas asociadas, para que puedan cumplir con los requisitos a tiempo.

“Más que verlo como un papeleo, hay que ver esta exigencia legal como una herramienta preventiva y sacarle provecho, porque va a ayudar a sistematizar la prevención al interior de las empresas, contribuyendo así al mejoramiento de la seguridad y salud de sus trabajadores”, destaca la ejecutiva.