Publicado el 27 noviembre, 2017

4 actividades que puedes hacer con tu familia al aire libre

Pexels (cc0)

Durante el invierno, las bajas temperaturas, la lluvia y/o la humedad pueden dificultar el realizar paseos al aire libre en familia o con amigos, pues en esas fechas se incrementa el riesgo de contraer enfermedades respiratorias.

Esto ocurre debido a que en esa época nuestras defensas se vuelven más vulnerables, lo que sumado al hecho de que muchas personas suelen pasar más tiempo en espacios cerrados y poco ventilados, provoca que aumenten las probabilidades de contraer un virus, explica la doctora Heather Strain Henkes en el portal del organismo público Chile Crece Contigo.

Con la llegada de la primavera eso comienza a quedar atrás, pues el tiempo mejora poco a poco y los días soleados invitan a hacer más actividades al aire libre.

Este tipo de salidas pueden ser beneficiosas para las familias en general, pues pasar tiempo en familia, ya sea al aire libre o en espacios cerrados, podría ayudar a mejorar la comunicación entre los integrantes, tanto entre adultos como con los niños. Así lo han planteado algunos estudios, entre ellos uno de 1996 y otro de 2004, ambos publicados por la ONG National Council on Family Relations.

Por lo mismo, aquí te damos algunas ideas sobre salidas que podrías organizar con tu familia o amigos para disfrutar del buen tiempo:

1- Hacer un picnic

Esta es una opción clásica que nunca pasa de moda. Juntar algunos alimentos que les gusten, tomar una manta e ir a echarse en el pasto en algún parque cercano no sólo es delicioso, sino que también muy relajante.

Imagínate acostado bajo un árbol, con un tiempo agradable y descansando junto a tus seres queridos: bueno y fácil de hacer.

2- Andar en bicicleta

Salir a andar en bicicleta junto a tu familia no sólo podría ser divertido, sino que también es un deporte que puede ayudar a mantenerse en forma.

Si prefieres pasear por algún lugar tranquilo y simplemente disfrutar de pedalear, puedes ir a un parque o hallar alguna zona de la ciudad donde existan ciclovías y no pasen muchos automóviles.

Por otra parte, si no te encuentras de ánimo para eso, puedes unirte a una nueva tendencia que ha surgido, que consiste en salir a conocer las ciudades en bicicleta. Utilizando este medio de transporte, puedes recorrer todas las calles de la urbe que quieras y además puedes detenerte siempre que desees mirar algo más de cerca.

Si estás en Santiago y no tienes una bicicleta propia, puedes arrendar una pública para recorrer la zona, pues en la capital hay algunas compañías que prestan este servicio. Una de estas es BikeSantiago.

Por otra parte, hay otras empresas que ofrecen tours en bicicleta. Una es La bicicleta verde, que se destaca por ofrecer un circuito que pasa por lugares turísticos en Santiago y otras ciudades, también hay recorridos por mercados donde se ofrece comida típica.

3- Caminar junto al mar

No solo nadando puedes disfrutar del mar, igualmente puedes apreciar la belleza caminando por la playa. Es una buena alternativa para quienes quieran alejarse un poco de la ciudad.

Esta práctica puede traerte beneficios para la salud. Por una parte, un estudio realizado en 2013 indica que el caminar sobre una superficie irregular, como la arena, requiere más energía que el andar sobre asfalto y también permite utilizar otros músculos de las piernas que no usamos de manera tan frecuente.

Segundo, la arena de la playa es exfoliante, así que el caminar descalzo sobre ésta podría ayudarte a remover las células muertas de los pies. El periódico digital The Huffington Post recomienda andar sobre la arena que está más cerca del agua para incrementar este efecto.

4- Hacer yoga

Si tus seres queridos son más activos y desean hacer algo un poco más deportivo, pero a la vez relajante, una alternativa que puede ayudar tanto al bienestar físico como mental es hacer yoga al aire libre.

Si no tienes una manta especial para el yoga, puedes utilizar frazadas (o algo similar) y llevarlas un lugar tranquilo, rodeado por la naturaleza.

Es más, también pueden acudir a una clase de yoga al aire libre. Este tipo de encuentros comenzaron a masificarse desde hace un par de años en Chile y consisten en clases abiertas, a las que cualquiera puede acudir y que se realizan en algún lugar público. Por ejemplo, el Parque Forestal es uno de los puntos de encuentro más populares para esta finalidad, indica un reportaje del diario La Tercera.

Para saber cuándo se realizará alguna de estas clases, puedes revisar redes sociales y portales sobre eventos y vida social, como Facebook, Cívico y Meetup.

Por otra parte, para conocer todos los beneficios que el yoga puede traerte, te invitamos a visitar nuestra nota Yoga: un deporte con beneficios para el cuerpo y la mente.